Zapatero a su Zapato

ZAPATERO A SU ZAPATO
Foto: Foto Montaje

Cayó el telón y con él nuevas historias para contar, hubo de todo y es difícil meter segunda pa’ arrancar en subida. Me debato entre el robo, secuestro y asesinato de un chofer en Caracas y la tranquilidad de saber que 10 mil niños tendrán al menos una papa segura durante las vacaciones.

Hace tiempo que la capital no se trancaba por algo más que una marcha; esta semana desafortunadamente la causa fue una tragedia. Los Choferes del “lejano Oeste” gritaron el secuestro, tortura y muerte de un compañero; uno más que cayó a manos del hampa. La Autopista Francisco Fajardo se quedó pequeña para la cantidad de transportistas que salieron a reclamar.

Con mucha rabia, el señor Pedro Jiménez narró que ya están por perder la cuenta de los choferes que murieron manejando una buseta. Él, que es Presidente de la Línea de Transporte del Suroeste de Caracas, también dijo que ya ni saben para que protestan. “Nunca va a pasar nada, los malandros siguen en sus motos y nosotros seguiremos aferrados a los santos”.

Más que una estadística, el señor Juan Camargo de 65 años fue secuestrado, torturado y asesinado el sábado 9 de julio. Su cadáver fue encontrado tres días después por la policía. “Fuimos a una zona boscosa por una denuncia de robo y terminamos encontrando el cuerpo brutalmente golpeado de un señor”. Contó un policía que como crónica repetida no quiso decir ni pio sobre su identidad o vinculación con el caso.

Estimados uniformados, Zapatero a su Zapato.

Al menos por dignidad, hagan algo.

Tan desastrosa como la sensación de inseguridad está la del diálogo, una extraña palabra que hace rato no entendemos. “El diálogo se hará pero… Vamos a la mesa si no sé qué… Aceptamos conversar si se cumple no sé cuánto. Esta semana entendí que el diálogo se mide con una yuca; que como cosa rara le mandaron por encomienda al Presidente de la Asamblea en plena cadena de radio y televisión.

En estos días me pregunté qué está más cerca: ¿Cúcuta de los caraqueños o el diálogo de una negociación? En realidad aún no encuentro la respuesta, aunque me inclino por la segunda.

El encuentro sin condiciones y el reconocimiento de las diferencias es importante, pero sin duda es indispensable que los actores tengan un objetivo común. ¿Lo tienen?

Creo que si eso no existe, no habrá Zapatero que valga. Seguiremos como Omar Hernández, maestro de Fe y Alegría en el Colegio Ciudad de los Muchachos en Guarenas; dando clases de lunes a viernes y “taxiando” los fines de semana para completar el mercado.

Si no hay un objetivo común, seguiremos con Eloisa Valderrama, directora del colegio Juan Pablo Bonet de Fe y Alegría en Los Chorros; negociando con los maestros para que además de dar clases puedan ir a las colas y estirar el salario.

Para los que no saben, ya van más de 120 días desde que se aprobó la Convención Colectiva del Magisterio y los docentes de las escuelas católicas siguen esperando lo que por derecho les corresponde. Algunos ganan 6 mil bolívares quincenales.

Si no hay un objetivo común, terminaremos como los choferes de Antímano: Montanto a San Judas Tadeo como el primer pasajero de la jornada.

Aunque el siguiente acto es una muy buena nueva, también es una consecuencia de la falta de diálogo y entendimiento.

Crónicas atrás, se reseñó que más de dos mil niños mirandinos dijeron en una encuesta que solo comían lo que les daban en la escuela; pues ahora hay que decir, que la Gobernación de Miranda mantendrá los comedores escolares abiertos durante las vacaciones para que estos chamo tengan al menos una papa segura.

¡Son más de 10 mil chamitos! Por favor señores, Zapatero a sus Zapatos.

Repito, aunque genera tranquilidad, ojalá que no se una política a repetirse y el próximo año estos mismos niños puedan sentarse a la mesa con sus familias y comer tanto como lo necesiten.

Zapatero a su Zapato, vuelvo a decir para que esta otra realidad pueda cambiar.

Ante todo esto, no queda más que decir como Alí,…No, no basta rezar, hacen falta muchas cosas para conseguir la paz…

Esta semana la cerramos medio confundidos, ¿Un exmilitar pidiendo a Padrino López que cambie el Gabinete?

¡Alcalá!… ¿Maduro ya no es el Presidente?

Acaso que la Gran Misión Abastecimiento Soberano es el génesis de un nuevo Gobierno. ¡Cuidado que me confundo!

General Padrino, por favor, Zpatero a su zapato.

Pd: Zapatero a su Zapato es más que un imperativo, en cambio, Zapatero no es más que un expresidente que no nos va a salvar la vida.

HIEM

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s